AÑO “FAMILIA AMORIS LAETITIA”

“LA FAMILIA A LA LUZ DE LA PALABRA” y “LA VOCACIÓN DE LA FAMILIA” son los títulos de los vídeos- reflexión 2 y 3 del Papa Francisco y testimonios de familias del mundo para este año FAMILIA AMORIS LAETITIA:  https://youtu.be/Exi8lsoIx2s; https://youtu.be/6m6W_8sz8Pw .

El amor de Dios lo podemos ver con nuestros ojos en la realidad concreta de la FAMILIA, nos dice el Papa Francisco, en el matrimonio que es un Encuentro de amor. El amor conyugal “escultura viviente” que manifiesta a la familia, amor total y de entrega hacia el otro, amor de donación, amor que impulsado y animado día a día por los esposos que entregan sus dones al servicio de la familia, la van edificando y construyendo en una Iglesia doméstica, en la que el amor es la fuerza interior.

De ello nos habló Luis Amigó en su exhortación apostólica “Sobre el matrimonio”:

“…debéis amaros los esposos; con amor firme y constante, que no decrezca por las vicisitudes, contrariedades y trabajos, propios de vuestro estado; que estéis siempre prontos y dispuestos a sacrificaros el uno por el otro, sobre todo cuando os visite el Señor con la enfermedad, sin reparar en vuestro bienestar y salud; que entrambos mucha solicitud en procurar lo necesario para atender a la sustentación y otras necesidades de vuestra familia…” (OCLA 1429)

La invitación del Papa Francisco en el vídeo LA VOCACIÓN DE LA FAMLILIA, es acompañar a las familias con las actitudes de Jesús, muy propias de nuestro carisma: misericordia y ternura, para que estas se vayan construyendo en pilares de Evangelización. Es el sacramento del matrimonio en el que la familia recibe la gracia de ser luz para el mundo. Y una vocación a la santidad, como exhortó Luis Amigó en el año 1930 a los fieles de la diócesis de Segorbe (Castellón):

“… amados hijos, los que habéis sido llamados por Dios al estado del matrimonio, tened entendido que en él quiere el Señor que os santifiquéis como se santificaron tantos otros, que hoy veneramos en los altares… los que ya os halláis en este estado de matrimonio, amaos, mutuamente, mantened la fidelidad prometida, abrazaos a las cruces propias del estado, procurad ser para vuestros hijos unos buenos padres y de este modo seréis beneméritos de la sociedad y sobre todo, bendecidos de Dios en el tiempo y en la eternidad.” (OCLA 1431)

¡Cada familia es insustituible, es un don para la sociedad, para la Iglesia! Como agentes de Pastoral Familiar acompañemos a las familias, caminemos junto a ellas en la construcción de la Iglesia “familia de familias”.

Hna. Mª C. Michitorena, Hna. Manolita P. y Horacio S. EPF  P.Nazaret

ALBERGUE Y PANDEMIA

La pandemia ha sorprendido a todo el mundo y nos ha cerrado en nuestras casas. Pero… ¿y si no tienes casa…? ¿Y si tu vida, por diferentes motivos y circunstancias, se desarrolla entre un albergue para personas sin hogar a otro, o directamente en la calle? 

Fundación Albergue Covadonga en Gijón acoge a mujeres y hombres en situación de total exclusión social y… no ha cerrado sus puertas en ningún momento desde que empezó la pandemia. No fue fácil. Entre el miedo a lo desconocido, falta de directrices claras, desinformación, falta total de mascarillas y geles desinfectantes, el testimonio y coraje de los trabajadores fue admirable. Se confinó a los usuarios dentro del Albergue y en “Calor y Café” intentando que el tiempo de confinamiento fuera lo más llevadero posible, y una vez aflojadas las restricciones se seguía con movimiento de las personas para que, aunque fuera unos días al mes, pudieran dormir, comer y asearse bien y tranquilos. Nuestro Albergue ha sido uno de los pocos en España que ha acogido a la gente, directamente de la calle, sin la PCR hecha.  Y a pesar de que las autonomías estaban perimetradas “nuestra gente” seguía llegando de toda España. 

Cada día “peleamos” para que lleven la mascarilla puesta, que se desinfecten las manos, que mantengan la distancia. Ahora ya un poco más tranquilos. Por fin, vacunaron a los profesionales del Albergue y también al gran número de los usuarios y personas más vulnerables en las calles de Gijón. Hemos pasado unos cuantos sustos. En los meses de invierno pasamos por temporadas de fiebre, infecciones, malestares… pero ninguno de nuestros usuarios dio positivo. Providencia, milagro o inmunidad por la dura vida que llevan. Quien sabe…

Hay que reconocer el trabajo de nuestra comunidad de Hermanas. Aunque en el primer confinamiento, dada la edad de las hermanas, se vieron obligadas a salir del Albergue, en unas cuantas semanas volvieron y siguen prestando su servicio con paciencia, aceptando las limitaciones de la situación, confiando que su presencia en los patios y espacios del Albergue pronto se pueda ver ampliada.

Para mi, compartir la misión de la Fundación Covadonga es un desafío y una alegría. Después de muchos años de acompañar a los menores me encuentro muy bien trabajando con adultos y estoy muy agradecida al Señor por esta oportunidad. 

El tiempo de la pandemia fue y sigue siendo duro para todos. Pero hay colectivos que por diferentes circunstancias lo pasan peor: los mayores, los enfermos, y entre muchos más, las personas de la calle. Con esperanza miramos el futuro deseando volver a la normalidad, pero… ¿Qué significa la normalidad para los excluidos socialmente…? Cómo Terciarias Capuchinas queremos seguir manteniéndonos en la pregunta ¿Qué quieres de nosotras Señor? Abramos nuestros ojos y con nuestra cercanía, buenas palabras, sonrisa, un parar y preguntar cómo estás, hagamos el mundo un poco más agradable a tantos herman@s nuestros que sin casa o viviendo en los “chupanos” o infraviviendas, están en las esquinas de nuestras calles pidiendo limosna. Y, aunque no les demos dinero (que hace más mal que bien), que se sientan acogidos y descubran de nuevo una esperanza en su vida.

CELEBRACIÓN DEL DÍA INTERNACIONAL

Con este artículo se pretende presentar como se celebró el Día Internacional de la Madre Tierra, el día 22 de abril de 2021 en algunos de nuestros hogares y comunidades.

El objetivo primordial fue reflexionar y promover la protección del medio ambiente, para así ser conscientes que sólo hay un Planeta Tierra, y una sola naturaleza que debemos cuidar y proteger para que perdure en los siglos.

Cada hogar/comunidad encontró una forma creativa para llevar adelante  y transmitir este objetivo:

Mairena del Aljarafe

Se realizaron diferentes batidas en un parque, donde los participantes iban fotografiando aquellas situaciones donde el ser humano provoca daño a nuestro planeta. En contrapunto, tras ese paseo, que era triste al ver la cantidad de suciedad que se encontraba, ahora tocaba disfrutar de todo lo bonito que regala la naturaleza: olores, colores, sensaciones, sonidos … Concluyeron su actividad con la plantación de una semilla con la finalidad de ir restaurando aquello que se destruyó.

Madrid – Hogar Luis Amigó

Los niños y niñas del hogar recibieron una misteriosa carta del futuro en la que les pedían ayuda para salvar la Tierra superando algunas pruebas en equipo cómo hacer una carrera de relevos mientras reciclaban y organizaban los residuos que previamente los educadores habían colocado en un parque. Debieron resolver varios acertijos hasta descubrir cuánta agua se gasta en una ducha de diez minutos. Otra prueba era colaborar para encontrar la forma de sobrevivir todos y todas en un espacio acotado en el suelo cada vez más reducido debido al calentamiento global que causa que el nivel del mar suba y los continentes se reducen. Al final recibieron un diploma de participación en el que se les agradece su ayuda para salvar a la Madre Tierra.

Madrid – Hogar El Olivo

En el hogar El Olivo se tuvo una semana repleta de actividades preparando y sensibilizando. Querían concienciarse y ser artífices en el cuidado de la tierra con pequeños pero importantes gestos, como: el reciclaje, cuidado del agua y la luz, no generar tanta basura etc. Así hicieron unos carteles para invitar a las personas a que cuiden del planeta, vieron unos cortos que trabajan distintos aspectos del medioambiente y luego comentada en un videoforum. Hicieron una gymkana por grupos en la que pusieron en práctica todo lo aprendido. El día de la Tierra misma, plantaron semillas en unos tiestos y unos esquejes.

Comunidad de Wroclaw (Polonia)

Animaron a los niños, jóvenes y educadores de Tobiaszki (centro de día de los franciscanos para niños) y se unieron a ellos limpiando de basura un trozo del parque y de la orilla del río Odra, conscientes de que así cuidaban a la tierra.

Los participantes recibieron además una bolsita con semillas de girasoles anteriormente dobladas en la comunidad con la cita del Cántico del sol: Loado seas, mi Señor por nuestra hermana la madre tierra… y plantaron las semillas en el jardín de los franciscanos, pensando que cuando florezcan darían mucho alimento a las abejas para que ellas puedan producir su miel.

Por último, plantaron un abeto concienciandose de cuánto oxígeno les podría dar en un futuro.

Las bolsitas de las semillas además fueron repartidas al preescolar y niños de los vecinos.

Barakaldo – HogarArgileku:

Hogar Argileku el Día de la Tierra, siendo un día especial para la congregación, quisimos aprovechar esta fecha para dar gracias, aprender y tratar de contribuir al cuidado y la mejora de nuestra madre tierra. Lo hicimos de una manera diferente, mediante la reflexión, el juego y la acción. Comenzamos con el visionado de varios vídeos que nos muestran el gran deterioro que estamos provocando en la naturaleza, especialmente en los mares y océanos de todo el planeta, vertiendo gran cantidad de plásticos y otros vertidos contaminantes que ocasionan la muerte de la fauna marina.  

Debemos ser conscientes de esta realidad para así poder mejorar o remediar esta dramática situación, como por ejemplo, empleando el método de las tres erres, reduciendo, reciclando y reutilizando. Continuamos el taller realizando un quizizz sobre el reciclaje y así saber dónde depositar los residuos que generamos. Acompañamos el juego con una reflexión final en la que de forma individual cada una de nosotras aportó un compromiso con el propósito de reducir nuestra huella ecológica.

Y para terminar, pasamos a la acción, a mancharnos las manos. En envases de yogures con tierra y diferentes semillas cultivamos nuestras plantas, las cuales seguimos cuidando y mimando a diario para que nuestra tierra siga siendo un lugar de luz.

Barakaldo -Hogar Larrasolo:

Celebramos el día de la madre tierra, recordando así al patrón de la ecología San Francisco de Asís. En este día queríamos resaltar la importancia de cuidar y amar nuestro entorno y medio ambiente, para ello les hemos explicado a nuestros menores varias curiosidades sobre la tierra, como por ejemplo que no es redonda, si no achatada, que el punto mas profundo de la tierra está bajo el agua…

Además, nos pareció importante centrarnos en el reciclaje y las 3R reducir, reutilizar y reciclar ya que es algo que podemos hacer todos, tanto niños como adultos y de esta manera colaboramos con el cuidado del medio ambiente y la reducción de contaminación.

Contenedores de reciclaje para que esta información les llegara de forma clara realizamos una dinámica la cual consistía en colocar diferentes productos recortados de revistas de propaganda de supermercados en los contenedores de colores correctos, para hacer un buen uso de dichos contenedores. Entre todos conseguimos poner todos los productos elegidos por los chavales y chavalas en sus contenedores aprendiendo la importancia su correcta utilización y de esta manera poner nuestro granito de arena en el cuidado de nuestra Madre Tierra.

En conclusión, todas estas actividades fueron divertidas, alegres y emotivas donde ha crecido la convicción, aunque sean pequeños gestos de muchos, al mismo tiempo son las que dan pie a los grandes cambios para cuidar a nuestra Madre Tierra.

AÑO “FAMILIA AMORIS LAETITIA”

“CAMINAR JUNTOS” es el primero de los 10 vídeos que se irán publicando con reflexiones del Papa Francisco y testimonios de familias de todo el mundo, en este año FAMILIA AMORIS LAETITIA.   https://www.youtube.com/watch?v=g1nr_cKiY4g

… Fijad todos bien la vista en el modelo que el Padre Eterno nos presentó en la Sagrada Familia de Nazaret para su imitación. Los jóvenes, aprended del Niño Jesús la sumisión y obediencia con que se sujetó a María y a José: Et erat subditus illis. (Lc.2, 51). Las madres imitad de la Santísima Virgen su recogimiento, laboriosidad y omnímoda dependencia del Patriarca San José. Y vosotros, padres de familia, seguid las huellas del Santo Patriarca en su desvelo y solicitud paternal para cumplir la altísima misión que el Señor le confiara como jefe de la Sagrada Familia.  (OCLA 1102).  Si lo hacéis así, tendremos familias cristianas que sean el apoyo y sostén de la sociedad… (OC1103).

… La alianza de amor y fidelidad, de la cual vive la Sagrada Familia de Nazaret, ilumina el principio que da forma a cada familia, y la hace capaz de afrontar mejor las vicisitudes de la vida y de la historia. Sobre esta base, cada familia, a pesar de su debilidad, puede llegar a ser una luz en la oscuridad del mundo. (AL 66)

Luis Amigó y el Papa Francisco, colocan la Familia de Nazaret como ejemplo para afrontar los acontecimientos de la vida y de la historia. Desde el Equipo de Pastoral Familiar de la Provincia Nazaret, os animamos a impulsar en las familias de los niños que acompañamos en los colegios y hogares; en las parroquias… y en nuestra propia comunidad y/o familia, los valores que son reflejo de la familia de Jesús de Nazaret: la generosidad y el compromiso, la fidelidad y la paciencia. Acompañar con cercanía y misericordia, actitudes propias del carisma amigoniano, a todas aquellas familias que se sienten impotentes en el afronte de desafíos y retos familiares, ya sean tristes o entusiasmantes. Tan sólo con un gesto sencillo, una palabra que transmita serenidad y confianza,  comenzaremos a dar respuesta a la invitación del Papa Francisco: iniciar una CONVERSIÓN MISIONERA de acompañamiento a las familias. 

Hna. Mª C. Michitorena, Hna. Manolita P. y Horacio S.

EPF  P.Nazaret.

Día de la Madre Tierra, 22 de Abril

Alabado seas, mi Señor,

por la hermana nuestra madre tierra,

la cual nos sostiene y gobierna

y produce diversos frutos con coloridas flores y hierbas

Cántico de las Criaturas de SanFrancisco

Dentro del tiempo de la Pascua, la fiesta de la Resurrección, en la que todo nos habla de nueva vida, de paz y comunión, celebramos también el día internacional de la tierra, que cada año tiene lugar el 22 de Abril.

Hace dos años nuestra Congregación optó por celebrar en este día la jornada Congregacional de JPIC.

Con esta celebración queremos como comunidad congregacional agradecer con un gesto a nuestra Madre Tierra, que ella en un principio nos dío y cada día nos da la vida, nos da el aire para respirar, el alimento para tener fuerza, es la base de toda la existencia, nos posibilita la contemplación con las maravillas que alberga…

Como hermanas de la familia franciscana la llamamos “Madre” y lo es.

Tantas razones tenemos para tomar conciencia como comunidad y cada una, del don que nuestro Creador nos ha dado con nuestro planeta y también animarnos a entrar cada vez más en un camino de conversión para cultivar, proteger con toda nuestra fuerza a este don que nos es confiado, para que nuestros sobrinos, resobrinos, el ser humano aún en futuras generaciones pueda vivir en esta nuestra madre con paz y dignidad humana.

Por eso, en este Día de la Tierra, queremos realizar algún gesto para el cambio, aunque sea pequeño. A veces las pequeñas acciones de muchos, al mismo tiempo, son las que dan pie a los grandes cambios.

Hna. Justa Osma y Hna. Ursula Leufffen

Equipo provincial de JPIC  

PASCUA, JÓVENES CON JESÚS

QEDADA DE JUEVES SANTO DÍA 1 DE ABRIL A LAS 16:00HORAS